El capricorniano encarcelado

El capricorniano que llamaremos encarcelado es aquel que supedita todos sus actos a un sentido limitado de la obligación. Para él, que siente una imperiosa necesidad de cumplir para ser aceptado, todos sus actos deben emanar del sentido del deber.
Así, este Capricornio puede vivir su vida entera confundiendo voluntad con deber y obligación. Todo lo hace para ser aprobado por el mundo entero y su vida puede transformarse en un mero acatamiento de normas.
Queriendo ser el más responsable y creyéndose muy ambicioso, se transforma en un ser mezquino, ya que su potencial creativo individual permanecerá eternamente sojuzgado.
A esta categoría pertenece el Capricornio que dedica empeñosamente su vida a superar obstáculos cada vez más difíciles para dar así prueba al mundo de su férrea voluntad y ambición sin límites. Cuando la necesidad de definir un lugar propio se transforma en una obsesión compulsiva, el Capricornio puede transformarse en un ser despiadado que no repara en los perjuicios que con su acción puede causar a otros.
En lugar de establecer un sabio diálogo con los límites, se dedica a desafiarlos permanentemente, transformando su vida en una lucha sin cuartel.
Este personaje es el principal responsable de la fama de ambiciosos (en el sentido negativo de la palabra) que suele recaer sobre este signo.

Volver a ¿Es Capricornio el signo mas ambicioso del Zodíaco?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.