Para los momentos de cambio

meditarUn trabajo nuevo, una mudanza, una relación afectiva que se inicia o termina. ¿Por qué, incluso cuando hayamos promovido algunos cambios en nuestra vida, una vez que se producen sentimos temor, inseguridad, angustia…?
Lo que sucede es que las personas nos aferramos a las situaciones a las que estamos ya habituados, evitando con frecuencia la situación conflictiva de mirar la realidad con otros ojos.
Sin embargo, si conseguimos vencer estas ataduras, podremos conectarnos con otro sentimiento que también caracteriza todo inicio: la alegría.
Si, por ejemplo, un trabajo diferente, un cambio de vivienda o la llegada de un nuevo amigo nos espera, significa que estamos vivos, creciendo y evolucionando en este Universo que nos toca habitar.
Una meditación adecuada podrá entonces fortalecernos espiritualmente; para que podamos vencer el temor, cultivar el entusiasmo y comenzar la nueva etapa con renovado vigor.
• En un ambiente cómodo y tranquilo, coloque una suave música de fondo y siéntese cómodamente.
• Cierre los ojos y relaje el cuerpo parte por parte, lentamente. Luego estabilice su respiración, buscando inspirar y exhalar a un ritmo pausado y regular.
• Intente ahora verse a sí mismo, en su imaginación. Usted es una silueta que camina muy despacio, en dirección a un maravilloso sol que nace en el horizonte. Sienta la luz y el calor que tibiamente inundan todo su cuerpo.
• Reflexione ahora en el cambio que está por vivir (sea laboral, emociona] o de cualquier otro tipo). Es un alto en el camino, apenas un paso más hacia su evolución. Usted camina en dirección al sol y estos sucesos que enfrenta son apenas pruebas, circunstancias, pequeños desafíos que pretenden prepararlo para un desafío mayor.
• Una vez lograda una absoluta relajación, comience a repetir mentalmente las siguientes palabras: “La vida fluye como el agua de un río. Confío en mi destino. Cada momento de mi existencia es un paso adelante hacia la luz”.
• Luego, mantenga su mente en silencio y conserve durante unos minutos la calma interior. Finalmente, antes de concluir la meditación, agradezca la oportunidad de este nuevo camino que se presenta en su vida.
• Repita diariamente, hasta que perciba que los temores y la desazón interior han sido reemplazados por una actitud positiva ante el cambio.

Canal esotérico

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *