Signo Cáncer: nacidos el día 13 de Julio

La vida de los nacidos el 13 de julio gira en torno al deseo de aprovechar las oportunidades. Los menos evolucionados de los nacidos este día no reconocen estas oportunidades o las emplean mal, por lo que experimentan tropiezos o fracasos rotundos. Sin embargo, la mayoría de los nacidos este día tienen la capacidad para captar el kairos (el momento «correcto» para que suceda algo) y con un solo movimiento pueden ponerse en camino para desarrollar sus potencialidades y obtener inconmensurables recompensas económicas o espirituales.

Es probable que los menos evolucionados de los nacidos este día se vean a sí mismos como personas sin suerte, lo que no sólo resultará devastador para su confianza en sí mismos, sino que también puede convertirse en una «profecía que se cumple a sí misma». Sin embargo, los más evolucionados permanecerán serenos, confiados en que llegará un buen momento a pesar de las dificultades temporales o de los progresos lentos; su autoestima y segundad en sí mismos no se tambaleará ni siquiera en los momentos más críticos.

Es posible que estos individuos evolucionados tengan que comenzar desde abajo, pero se sentirán satisfechos siempre y cuando sigan un curso ascendente. En este sentido son como alpinistas pacientes y constantes, que se esfuerzan por llegar a la cima. Puede que en algún punto del ascenso deban correr una serie de riesgos calculados que luego les permitirán avanzar con mayor rapidez. El destino los recompensará por su audacia, que puede ser tan grande como para llevarlos a abandonar todo y emigrar a otro país, o a dejar un trabajo fijo para emprender una actividad nueva. En ocasiones, su valor para arriesgarse al fracaso obedece al hecho de que no tienen nada que perder.

Después de formular un proyecto o crear un negocio, los nacidos el 13 de julio suelen quedarse a recoger los beneficios y también a soportar las adversidades, las tribulaciones y a veces las pérdidas. Si llegan a perderlo todo o fracasan en sus actividades, casi siempre ponen sus asuntos en orden y lo intentan otra vez en otro campo: no son de los que lloran sobre la leche derramada.

La familia tendrá que confiar en la intuición que lleva a los nacidos el 13 de julio a correr riesgos. Si la pareja de una persona nacida este día no es lo bastante comprensiva o solidaria, la relación será tensa y probablemente fracasará.

Aunque estos individuos son amigos leales, no perdonan con facilidad y en casos extremos pueden despedir con absoluta indiferencia a una amistad de toda la vida diciendo: «amigos hasta el fin, y éste es el fin». Aquellos que deseen relacionarse con ellos deberían saber que no están dispuestos a aceptar falsedades.

Sigue leyendo >>>

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *