Signo Leo: nacidos el 14 de Agosto

Los nacidos el 14 de agosto ofrecen un espejo a la humanidad. En términos generales, estos individuos pueden clasificarse en dos grupos: El primero encarna las características de una época —su estilo, filosofía, puntos fuertes y débiles—, y sus miembros no suelen ser conscientes de lo que representan ni demuestran interés por comentarlo. El segundo grupo está formado por aquellos que comentan y analizan las imperfecciones del mundo, ya sea en su círculo particular o en la sociedad en general.
Los temas de la reflexión y la revelación se repiten en la vida de los nacidos este día, que aunque a menudo ocupan puestos de autoridad, la mayoría de las veces son guías o maestros (no necesariamente de profesión, sino simplemente personas que enseñan a través del ejemplo o compartiendo sus experiencias). Por lo general, tienen poco o ningún interés por controlar o dirigir a los demás. Paradójicamente, algunos destacan tanto en su especialidad que los demás los ven como líderes. Los más evolucionados reflexionan sobre la integridad personal, la mortalidad y el carácter efímero de la experiencia humana.
Los nacidos el 14 de agosto que analizan constantemente la vida comprenden la importancia del humor para comunicar ideas, de modo que los aspectos absurdos, irónicos y sutiles de lamida social no escapan a su escrutinio. Al servir como espejo a los demás (familiares, amigos, colegas, empleados), permiten que éstos se vean tal como son. A veces usan la exageración o las expresiones grotescas para llamar la atención o para refrendar sus opiniones. Los demás reaccionan a esta irreverencia con placer, risas o disgusto, pero inevitablemente reconocen que aquello que se les ha dicho es perspicaz. También es posible que se analicen a sí mismos a la luz de estos comentarios y comprueben si realmente son acertados.
Los nacidos el 14 de agosto que no son comentaristas de la condición humana, sino que la encarnan, no pueden evitar expresar lo que piensan. Son incapaces de ocultar sus debilidades o sus problemas, pero aunque su lucha sea dolorosa, representa la que libran los demás. En consecuencia, los nacidos este día no sólo saben granjearse la simpatía de aquellos que los comprenden, sino también la admiración de los que buscan respuestas en ellos. Aunque los individuos de este grupo a veces no son conscientes de sus propios sentimientos, permanecen en contacto con las preocupaciones de su época.
En las relaciones sentimentales, los nacidos el 14 de agosto suelen sentirse personas capaces de convertirse en un espejo de su yo interior, que ellos tienen dificultades para ver. A menudo el objeto de su amor es una proyección de sus mejores y peores cualidades, y en algunos casos una personalidad extremista en la que dominan una o dos de estas características.

Sigue leyendo >>>

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *