Signo Serpiente

La Serpiente es extremadamente intensa y salda sus cuentas, consciente o inconscientemente, en todo lo que hace. Posee una gran lucidez y puede dar buenos consejos. El nativo del signo es filósofo, teólogo, político, astuto financiero, es el pensador más profundo y enigmático del ciclo chino. Se encomienda a su propio juicio y no se comunica bien con los demás.
Amable y discreto, ama los buenos libros, las comidas refinadas, la música y el teatro. Es capaz de recuperarse con una rapidez sorprendente de las dificultades. Sus peores defectos son los celos, la desconfianza y el rencor.