Los niños Aries

En un patio lleno de niños, es fácil distinguir a un Aries.

Es el que está organizando a los demás y dirigiendo la acción.

O tal vez, él y varios de sus secuaces estén explorando, girando piedras del suelo, buscando algún bicho interesante.

El niño Aries, al igual que el adulto, no tiene miedo de nada; yeso hará que cualquier padre sobreprotector pierda los nervios.

Cuando él o ella no obtienen lo que desean, tenga cuidado con sus explosiones de mal humor.

Pero cuando se encuentra a gusto, es un niño divertido, amoroso y tierno.

Volver a Aries

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.