La segunda casa: sus bienes materiales

Signo natural: Tauro
Regente natural: Venus
Si los planetas que están situados en el ascendente y en la primera casa, y los aspectos que reciben, crean situaciones relacionadas con la autoestima y la duda personal, la segunda casa puede ser el lugar donde intentemos resolver todo ello.
Esto puede manifestarse en cualquier tipo de conducta que atraiga nuestra atención hacia nuestros recursos personales: un deslumbrante vestido, un coche ostentoso, las joyas, e incluso amantes o esposos que sirven para impresionar a los demás.
En otras palabras, nuestra poca confianza en nosotros mismos nos impele a probar nuestra valía a través del dinero y los bienes materiales. La segunda casa trata con el dinero y con los bienes muebles (no con la propiedad de terrenos), y con nuestra actitud hacia la riqueza y las posesiones materiales.
Esta casa también nos dice algo acerca de nuestra capacidad de ganar dinero, cómo nos enfrentamos con nuestras obligaciones financieras y cómo gastamos o ahorramos.

Volver a Casa II

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.